Después de recorrer el país colombiano durante varias semanas, se presentaba ante mí un problema que debía resolver al finalizar mi viaje. Mi paso hacia Panamá era obligatorio. Mi vuelo de regreso era desde la capital panameña y no tenía idea de cómo hacerlo. Así, que me puse a investigar mientras iba recorriendo las tierras de Colombia.

Muchos viajeros en foros pusieron consejos realmente útiles. Siempre aprendes de gente que previamente ha pasado por los mismos lugares y sus objetivos fueron los mismos en el pasado que los tuyos en el presente.Pero…. ¿Para qué ir a Panamá? ¿No me conformaba con la extensa Colombia?

Por supuesto que iba falto de días y lugares cuando crucé la frontera, pero una de mis grandes ilusiones era visitar el famosísimo archipiélago de San Blas, uno de los considerados lugares más bellos de nuestro planeta.

Pero no hablemos de cómo es, o qué hacer. Este artículo lo dedicaré exclusivamente a dar las varias opciones existentes para poder pasar de Colombia a Panamá con intención de ver a los Guna Yala de San Blas.

El acceso, como podemos imaginar, es complicado. De hecho, hace falta tiempo para llevarse una buena impresión de sus 365 islas (una para cada día del año), y la manera más efectiva es hacerlo en Barco.

¿Hay barcos directos a Panamá tipo ferry? NO.
¿Hay carreteras que unan los dos países? NO. Es más. La zona selvática el Darién, llamada “el tapón”, es una tierra hermosa pero peligrosa, donde la panamericana deja de existir. Guerrillas y narcotraficantes, hacen imposible el paso. Algunos han intentado evadir los consejos y pasar esos 87 kilómetros más conflictivos, con consecuencias nefastas.
Mi consejo, es que olvidéis el tema, a no ser que os guste tener una experiencia de primera mano con el síndrome de Estocolmo y eso en el mejor de los casos.

En definitiva. Hay tres opciones para ir a San Blas desde Colombia:

Opción 1:
En avión desde Medellín, Bogotá o Cartagena
Puede parecer la más adecuada si tenemos mucha plata.Discrepo totalmente. Pero pongámoslo como la principal opción.
Los aviones son caros. Avianca e Iberia, pueden sacarnos de Colombia por 500 Euros. Un precio desorbitado. Gracias a Dios, existe Viva Colombia, una compañía “low cost” que nos llevará desde Bogotá o Medellín por una tercera parte del precio. El problema es que nos deja en Ciudad de Panamá. En la capital debemos buscarnos la vida para que nos lleven a Portobello o El Porvenir y salir en dirección a San Blas.
La desventaja que tiene hacerlo desde Panamá, es que duplica el precio que si lo hacemos desde Cartagena (Colombia).

Opción 2:
En velero. Para mí, la mejor opción.
El precio oscila sobre los 550 dólares americanos ¿caro?, puede. Pero debemos tener en cuenta que estaremos atravesando el Caribe durante 7 días, con todas las comidas incluídas. Con total libertad de movimiento en islas desiertas.
El romanticismo que le da el velero (aunque usen motores para ir más rápido), no lo supera ninguna de las opciones que escribo. Solamente debes conseguir cerrar el trato en Cartagena mediante correo electrónico con las compañías que se dedican a este espectacular viaje y prepararte para estar hacinado en unos camarotes que apenas uno cabe estirado. Pero dormir en la cubierta, bañado por la luz de la luna, en medio de un mar tintado con palmeras meciéndose bajo la brisa del amanecer, no tiene precio.
Las desventajas son dos. El hacinamiento (donde caben 10, meten 20) y los dos días que cuesta llegar al archipiélago, bajo el inclemente mar devorando el casco del velero.
Pero la recompensa es inolvidable, insuperable y diría yo, que imprescindible para cualquier viajero que con el paso de los años se vaya volviendo más quisquilloso con los paisajes cada vez menos sorprendentes debido a la experiencia que va convirtiéndonos inconscientemente en más exigentes.

Opción 3:
En autobús y barco desde Medellín o Cartagena de Indias.
Esta, quizás la más complicada, pero la más aventurera de todas. Puede que perdamos mucho tiempo haciéndolo, pero hay un par de puntos en los que paramos que merecería la pena pernoctar antes de cruzar a Panamá.
La ruta a seguir desde Cartagena, es llegar a Montería (35.000 COP 4 horas y media), y hacer transfer en otro bus hacia Turbo (25.000 COP 5 horas). Muy importante salir temprano, antes de las 11.00 am, porque si no deberemos hacer noche en Montería, perdiendo el enlace hacia Turbo.
En Turbo, hacer noche para preparar nuestro paso a Panamá durante la siguiente jornada.
De Turbo hay que tomar un barco hacia Capurganá (55.000 COP 2 horas y media). Los billetes hay que adquirirlos en el mismo muelle, donde cobrarán un extra por las mochilas si están pasan de 10 kg.
Cuidado con la travesía, puede ser muy agitada y es imprescindible llevar bolsas de plástico para tapar nuestras pertenencias y nuestro cuerpo, ya que es casi seguro que acabemos de agua hasta el cuello.
Capurganá, es el último punto de Colombia. Seguramente estaréis de paso, para cruzar al país vecino, pero aprovechad y quedaros un par de días. Es precioso y merece la pena si el tiempo lo permite investigar la zona, si a esto le añadimos Sapzurro, el viaje cobra sentido y no todo es cuestión de llegar a Panamá.
De Capurganá hay que hacer una travesía peligrosa en barco hacia Puerto Obaldía (Panamá). ¡¡¡¡Cuidado!!!!, hay que obtener el sello de salida en el Ministerios de Relaciones Exteriores. El problema está en que la lancha que os llevará hacia Panamá, sale a las 7.00 h. El Ministerio abre a las 8.00 am, con lo que nos obliga a pasar un día en Capurganá.
No hay mal que por bien no venga. Aprovechemos y visitemos la zona.
Cuando consigamos nuestro pasaje hacia Puerto Obaldía, hay que ser conscientes que el mar si anda muy agitado, el viaje puede ser anulado. Pero incluso cuando dan salida, hay que estar preparado para lo peor: mareos, agua y horas de navegación en un espacio reducido.
Desde este punto, podemos volar hacia la capital panameña o fletar barcos hacia el archipiélago.

¿No os gusta la aventura? Aquí tenéis una bien servida.

Pero no caigamos en el desánimo. Existen las otras opciones más directas aunque más costosas.

Si queremos ahorrar dinero y vivir una aventura, esta es tu opción. Si quieres sencillamente navegar por San Blas, desde Puerto Obaldía salen lanchas que te llevan a un par de islas y ya está. Por lo que la mejor opción, es hacerlo en velero desde Cartagena o Panamá.

Sea cual sea vuestra decisión, será la correcta o la que os parece que se acople mejor a vuestros planes.
No está de más deciros, que habiendo estado en el lugar y oyendo las experiencias de otras personas, el velero es la mejor opción si tu único objetivo es ir a San Blas. Recordad, que los veleros se hacen en sentido inverso también. No sólo salen de Cartagena, sino que hacen el mismo recorrido desde Panamá.
Os dejo las direcciones de interés que pueden ayudaros a planificar vuestro paso entre ambos países:

Veleros hacia San Blas. Cartagena-Panamá. Panamá-Cartegena
Calendario de salidas a San Blas en velero
Viva Colombia – Low Cost

(Visited 1.146 times, 4 visits today)