ECONOMIZA AL MÁXIMO

En este artículo te hablaremos de los transportes en Londres. Si en el anterior post decíamos qué lugares no debes perderte, aquí te diremos cómo no perder tu presupuesto en dos días tan solo en desplazarte. La red urbana y extraurbana, está bien cubierta mediante trenes, autobuses y diversas líneas de metro  que te llevarán donde tú quieras. Pero la cuestión viene, cuando te diriges a taquilla y ves que un billete de metro sencillo supera los 6 euros, teniendo que comprar en el mejor de los casos, unos cinco billetes para poder cubrir ciertos puntos de interés diarios.

Muévete por Londres en transporte público sin arruinarte.

No os desaniméis que para todo hay solución. Os dejamos, dos apartados muy diferenciados. El primero es cómo moverte por la ciudad y el segundo cómo llegar a ella desde los diferentes aeropuertos.

¿Cómo desplazarse por Londres y no morir en el intento?

Es indudable que Londres es caro. Puede que el brexit haya mermado su poder absoluto frente al Euro y viva un delicado momento. Pero eso no cambia de que la capital del Reino Unido sea de las más caras del mundo

Moverse por Londres es caro. Hay trucos para restar del presupuesto unas libras, pero nadie nos salvará del despojo que puede ocasionarnos coger un taxi o salir a primera hora de la mañana a comprar un billete de metro.

EL METRO DE LONDRES

Llamado “The Tube”, y señalizado como “Underground”, es un submundo que se mueve bajo el suelo de Londres. Con 11 líneas y 275 estaciones, puede que hablemos de una de las redes más extensas del mundo. Perderse es fácil y siempre os veréis con un mapa en la mano, buscando el enlace correcto y la línea adecuada para dirigiros a vuestro objetivo. No os preocupéis. Veréis que los londinenses a menudo se quedan también en estado “out side”, mirando los paneles informativos.

Estemos donde estemos hospedados, estoy seguro que alguna estación os dará acceso a este peculiar metro, que asombra por sus reducidas dimensiones tanto en los túneles que cubren las vías, como los angostos pasillos transitables para los pasajeros.

Viajar en el metro de Londres, será al principio una pequeña tortura, pero con un par de días, nos daremos cuenta, que las principales atracciones turísticas, apenas tocan tres líneas del total que hay.

londres

VIAJAR EN METRO Y NO MORIR EN EL INTENTO

Sería de locos ir a ciegas como yo lo hice. Fui a Londres despreocupado y me encontré que sería mi ruina si andaba doce horas caminando entre estaciones pagando numerosos pasajes individuales entre 4,80 y 6 libras. Si hacemos cinco viajes al día (que son más), sería pagar unas 30 libras al día, y al cabo de cinco días, en el mejor de los casos, haberme dejado 150 libras (unos 175 Euros), tan solo en moverme, en lo que se supone, el transporte más económico de las grandes ciudades.

El precio del billete sencillo, va por zonas. Puede que utilicemos la primera, la más económica, pero a menudo vamos a ciegas y no estamos seguros en qué zona acabaremos:

Tarifas individuales:

Zonas 1-3: 4,80£

Zonas 1-5: 5,80£

Zonas 1-6: 6,00£

Para eso hay un interesante sistema de tarjetas que te hacen ahorrar muchísimo.

Hay dos tipos y para el turista una especialmente recomendada:

La Oyster y la Travelcard. Ambas economizan y mucho los viajes. La Oyster es recomendable para la gente que vive allí o turistas que estarán mucho tiempo en Londres. Se adquieren en las máquinas expendedoras del metro y el inconveniente es que tiene un número limitado de viajes diarios.

Sin embargo, la Travelcard, es la reina indiscutible para el viajero. Un precio de 12,20 £ diarias, te permitirá, viajar a las seis zonas ilimitadamente sin preocuparte del recorrido. También las hay para 7 días y si estamos más de cinco, ya deberíamos plantearnos el sacarla. Su precio es de 59,10 £ y el uso también es ilimitado diariamente. Como vemos, según los cálculos, nos ahorraremos en cinco días 89 £, si sacáramos billetes de un solo uso.

A tener muy en cuenta, es el adquirir el billete fuera de horas punta. A partir de las 09:30, si la compramos, nos ahorraremos 5 £, para la Travelcard diaria. En la semanal, no afecta en nada.

TAXIS (Black cabs)

Tan elegantes como peculiares. Compiten directamente con los de Ámsterdam para adjudicarse el título a los más caros del mundo. Puede que salga a cuenta si vamos cinco pasajeros. Tengamos en cuenta que incluyendo al conductor pueden viajar seis.

Si soy sincero, viajando solo, ni me plantee coger uno ni por asomo. Poca gente utiliza este medio para moverse por la ciudad, más aun teniendo esa interminable red ferroviaria bajo los pies.  Un ejemplo algo exagerado, es que un trayecto desde Heathrow, llega a costar entre 45 y 85 £.

londres

BUS

Muy útiles y económicos comparados con los pasajes de metro. Debemos tener un buen conocimiento de sus líneas, algo imposible incluso en mi natal Barcelona. Si los usamos, veremos que no se puede pagar en metálico, sólo podremos pasar con las tarjetas adquiridas, como la Travelcard o la Oyster. Son rápidos, cómodos y si os hace gracia cogerlo porque son especialmente llamativos al tener dos pisos, pues hacedlo.

LLEGAR A LONDRES EN AVIÓN

Sencillo y económico. Podemos conseguir billetes entre 60 y 90 €, dependiendo de nuestra fecha de salida. Las compañías que fletan este trayecto son de bajo coste pudiendo ser Ryan Air, la que te lleve y Vueling, la que te devuelva a casa. Otras compañías a tener en cuenta son Flybe y Norwegian. Podréis gestionar los vuelos desde las páginas de siempre o meterte directamente en su web. Yo lo hago para hacer trayectos de corto recorrido en edreams o liligo.

Hay que tener presente los aeropuertos de llegada y salida. Mientras los vuelos internacionales, fuera de la CE, posan sus aviones en Heathrow (LHR), los vuelos, domésticos, lo hacen en Luton (LTN), Stansted (STN), o Gatwick (LGW). A menudo en nuestros billetes nos informarán de las siglas. Atentos al despegue. A menudo para ahorrar, evitan los grandes aeropuertos como el de Barcelona (BCN), siendo en Cataluña, el de Gerona(GRO) que gestiona las salidas desde España.

También deberéis factura la maleta si la lleváis. Intentad adaptaros a un equipaje de mano grande y evitaremos colas y un suplemento a menudo, más caro que el mismo pasaje. No olvidéis hacer el “check-in” antes de ir, por internet o confirmándolos en las máquinas presentes al lado de las colas de facturación. Algunas compañías como Ryan Air, aceptan dos maletas a bordo y si no reservamos asientos para no encarecer el pasaje, deberemos ser rápidos y audaces para colocar nuestros bultos.

CÓMO LLEGAR O IR AL AEROPUERTO

Sea cual sea el aeropuerto de llegada, hay que evitar los taxis, si queremos viajar con un presupuesto ajustado. Os pondré la lista de los cuatro aeropuertos más conocidos y sus conexiones:

Aeropuerto de Heathrow

En tren: Tenemos los Heathrow express y Heathrow connect. Dos trenes el primero directo y el segundo con paradas en todas las estaciones. Los precios 27  y 10,20 libras respectivamente. La duración es de 15 minutos en el express y 40 minutos en el connect. La parada destino es Paddington en ambos.  El precio como vemos dista mucho de nuestros estandartes en España, por lo que existen otras opciones más económicas.

Metro: Una alternativa más económica que las anteriores aunque mucho más lenta. La ventaja es que podremos bajar en la estación que queramos sin necesidad de hacer transbordos en el tren y pagando de nuevo el billete. Si contamos con la Oyster Card, el viaje puede salir entre 3,10 y 5,10 libras. Si vamos por primera vez, deberemos pasar por el tubo y pagar las 6 libras.

Autobús: Puede que sea la opción más económica pero con los inconvenientes del tráfico londinense. El trayecto puede ir desde los 55 minutos a la hora y media. Lo fleta la compañía National Express y su destino final es el de Victoria Station.

Aeropuerto de Gatwick

El segundo en importancia, está situado a 46 kilómetros de Londres. No existen metros que lleguen aquí, pero contaremos con numerosas compañías de transporte que nos faciliten el acceso a la ciudad.

En tren: El Gatwick Express, es la manera más rápida de llegar al centro mediante la Estación Victoria en apenas 30 minutos. El precio es de 17,70 libras y es recomendable comprarlo “on-line”, para conseguir este precio y asegurarnos asiento. Otros trenes como el Southern y Thameslink, está operativo las 24 horas del día, y sus trayectos van desde los 30 y 45 minutos hasta las estaciones de Victoria, St Pancras y London Bridge. El precio es de 15,40 libras.

En autobús: El Easybus, es una manera fácil y económica  de llegar a Londres. Los precios van desde las 2 a las 10 libras y se recomienda reservarlos por internet. También podemos contar con la empresa National Express, sin previas reservas

Aeropuerto de Stansted

Está en Essex. La distancia que deberemos recorrer serán de 50 kilómetros. Podremos utilizar trenes y autobuses. Éste fue mi aeropuerto de llegada.

En tren: Stansted express. Uno disponible cada quince minutos desde el mismo aeropuerto nos dejará en Liverpool Street. Los precios van desde las 8 a las 19 libras, dependiendo de la época en que vayamos.

En autobús: Existen tres compañías válidas que van desde las 5 a las 15 libras. Elegir el que mejor veáis y preguntad la duración del viaje. Yo cogí el Airport Bus Express por 8 libras y me dejó en el metro para coger posteriormente la línea hacia mi destino final.

Aeropuerto de Luton

Más pequeño que los anteriores, no debéis descartar que aterrizareis aquí. Llegar a la ciudad, también resulta sencillo. La distancia que lo separa de la capital es de 56 kilómetros.

En tren: Contamos con el East Midland Trains y el First Capital Connect que salen ambos de la estación de Luton Airport Parkway, al que accederemos mediante un autobús lanzadera (1,60 libras). Hay dos tipos de billete, el Anytime de 15,50 e incluye el bus lanzadera y el billete off-peak, que no lo incluye y vale 14 libras. El destino final será la estación de St. Pancras. La duración del viaje, unos 47 minutos. Realmente rápido.

En autobús: Tres compañías: Easybus, National Express y Terravision, cubren el trayecto en aproximadamente una hora y media. El precio oscila las 10 libras y dan la oportunidad de bajarte en otras estaciones como Baker Street o Marble Arch antes de su destino final en Victoria Station.

Espero que os haya servido de ayuda. Parece complicado, pero sólo harán falta un par de jornadas, para que os desenvolváis con soltura en una ciudad de dimensiones difíciles de asimilar.

Síguenos en nuestro viaje por Londres

(Visited 205 times, 1 visits today)